NOTICIAS

MES DEL ROSARIO -SAN CARLOS CITY-

29 octubre, 2018

CELEBRACION DEL SANTO ROSARIO

 

“Ad Jesum per Mariam” – A Jesús a través de María; María nos señala a Jesús.

El Santo Rosario se compone de oraciones formales y en eso nos acercamos a María, la Madre de Dios, y a través de eso somos invitados al amor infinito de Jesús. Honramos a María y tratamos de imitarla porque ella era la discípula cristiana preeminente. Por lo tanto, esperamos ser más como Cristo.

Como Dominicas, el Santo Rosario es “nuestra herencia sagrada”, como lo dio nuestra Madre María a nuestro Santo Padre Domingo de Guzmán. Esta herencia sagrada es también una marca característica de la Orden. Nuestro Santo Padre y fundador, San Francisco Coll también fue un amante y promotor de la devoción al Santo Rosario de nuestra Santísima Madre María. Por lo tanto, como hijas de Santo Domingo y San Francisco Coll, nosotros también tenemos que propagar esta herencia sagrada que nos entregaron. Y como María, para guiar a los hijos de Dios a Cristo.

Conscientes y convencidos de la misión de propagar la herencia sagrada que tenemos, que es el santo rosario, el Colegio Anunciata en San Carlos, Filipinas, de las Hermanas Dominicas de Anunciata dedicaron todo el mes de octubre a inculcar en los corazones y las mentes de los niños y del personal de la escuela la devoción y el amor al Santo Rosario de María. La escuela trata de propagar e intensificar más la devoción y el amor de los niños y el personal de la escuela al Santo Rosario de María como medio para acercarse a Cristo.

Todos los días, los niños rezaron el Santo Rosario justo después de la ceremonia de izamiento de la bandera a las 7:45 – 8:00 de la mañana. Todos los lunes, la oración del rosario se hizo en un grupo grande en los terrenos de la escuela justo después de la ceremonia de izamiento de la bandera, facilitada por la Hermana Frela. De martes a viernes, rezaron en sus respectivas aulas junto con sus moderadores de clase.

Como culminación de este mes del Santo Rosario, el día 26 de octubre de 2018, el Colegio Anunciata tuvo su Rosario Viviente. Se llevó a cabo en los terrenos de la escuela a las 3:30 de la tarde. Todos los alumnos desde el primer grado hasta el octavo grado, los profesores, las hermanas, el personal no docente y algunos padres de los alumnos participaron en esta actividad. Había un rosario de globos de color azul, blanco, verde, amarillo, y rojo porque era un rosario misionero. Algunos de los alumnos fueron asignados para dirigir la oración y algunos estaban en el coro.

La celebración comenzó con una breve introducción sobre el Santo Rosario, entregada por la Hermana Frela. Luego, un breve, pero profundo silencio siguió como preparación para encontrar a Jesús a través del Santo Rosario. Después de algunos momentos de silencio, fue la procesión de algunos símbolos como velas, flores, crucifijo, globo y, por último, la imagen de la Santísima Virgen María que fue entronizada en el altar en los terrenos de la escuela. La entronización estuvo acompañada por las voces angélicas del coro mientras cantaban la “Invocación a la Virgen del Santísimo Rosario”. Después de esto, siguió la oración del santo rosario. Fue un rosario misionero. Se ofrecieron intenciones de oración por los cinco continentes (Asia, Europa, América, África y las islas del Pacífico). Después de cada misterio, el coro cantaba una canción mariana. Cuando terminó la oración, todos cantaron el “Awit sa Ina ng Santo Rosario” como una canción final y hubo una lluvia de flores para la Virgen María. Después de cantar la canción final, todos los niños, los profesores, y las hermanas prepararon el lanzamiento de los globos de rosario en el aire. La Hermana Glecy lo acompañó de manera orante. Finalizó con la canción “Despedida a la Virgen”. Todos estaban felices y contentos mientras miraban los globos del rosario llevados por el viento.

La celebración fue bien. Fue hecho solemnemente, lleno del espíritu de oración, reflexión y contemplación de los misterios sagrados de las vidas de Jesús y María que revelan el gran plan de salvación de Dios para nosotros. A través de esta devoción al Santo Rosario, que es un medio significativo de evangelización, el Colegio Anunciata hará todo lo posible para guiar a los hijos de Dios a Cristo, imitando el ejemplo de María que nos señala a todos a su amado Hijo, Jesucristo. Como dominicanos y como Anunciata, tenemos que vivir, celebrar y compartir con los demás el don de la salvación que recibimos de Dios a través de esta “herencia sagrada”, el Santo Rosario que nos entregaron nuestros Santos Padres Domingo y Francisco Coll.

Hermana Frela C. Saing, dominica de la anunciata